Combatir al sistema desde una auto-caravana.

 

Viajar es un sinónimo de libertad y lo estamos perdiendo.

Con todo esto de la pandemia se ha evidenciado lo mal preparados que estamos como sociedad, para poder enfrentar una situación como esta. Muchas personas a quienes conocemos se vieron directamente involucradas de manera negativa, en este cambio abrupto del comportamiento de la sociedad.

Nosotros al igual que ustedes también estamos metidos en esta montaña rusa llamada incertidumbre económica. No sabemos que va a pasar con el futuro de las naciones ni con la vida de las personas como la conocíamos hasta el momento.

“Nuestro prosito siempre ha sido el de ser felices” , y este gran propósito fue arrebatado por quienes dirigen el mundo. El planeta entero entro en una nueva etapa dónde ser libre ya no es lo mismo que significaba hasta antes del inicio de la pandemia.

Muchos viajero quedaron atrapados en el agunos países y no ha podido regresar a sus hogares. Muchos no lo pueden hacer por el hecho que los vuelos están suspendidos o por que las aerolíneas decidieron recuperar el dinero que dejaron de ganar mientras duraban las cuarentenas. Lo cierto es que mucha gente no la esta pasando bien.

Viendo todo esto… Quisimos aportar un pequeño grano de arena. Y queremos ayudar a masificar una idea que podría caer bien entre los viajeros, que creen que el mundo puede ser un mejor.

Para poder combatir el sistema, se requieren de muchas acciones juntas y una de ellas, es hacer que las personas piensen diferente. Ayudar a que se cree una contra-cultura que rompa los paradigmas establecidos por la sociedad moderna.

Uno de esos paradigmas es pensar que la comida debe ser comprada. Cuando la realidad es que la naturaleza es inmensamente generosa.

  • Son las grandes corporaciones multinacionales, las que se lucran de estandarizar los alimentos y los gobiernos locales nos obligan a consumir lo que ofrece el mercado. Por eso, comemos hoy casi lo mismo en cualquier parte del mundo.

Piense por un instante, que pasaría si los alimentos fuesen un bien común, que cualquier persona pudiera tomar los alimentos que ofrece la naturaleza, sin tener que pagar por ellos. (No malinterprete esta idea). El propósito de esta lectura es poder generar una conciencia colectiva acerca del uso del espacio publico en las ciudades. Hacer que la naturaleza le pueda ofrecer una variedad de alimentos gratis a quienes vivan en el sector.

Desde 2011 en San Francisco, un grupo que se hace llamar “Guerrilla Grafters”, está modificando los árboles ornamentales de las ciudades. Los injertan para convertirlos en árboles frutales y así estas plantas puedan proveer a las familias con alimentos de temporada.

Estas son las iniciativas que cambian al mundo. Las que vienen desde abajo. Las que surgen de las necesidades de la gente.

En estas cuarentenas que cada vez son mas prolongadas el alimento en muchos casos, se ha reducido o las cadenas a abastecimiento se han visto alteradas, haciendo que la poca comida sea cada vez más costosa.

Todas las ciudades del mundo, tiene algo que se llama departamento de planeación y desarrollo urbanistico, que ayuda a diseñar la ciudad. Para que crezca de manera ordenada. Haciendo que muchos de los espacios públicos sean agradables para quienes transitan por ellos.

Se destinan grandes presupuestos para contratar diseñadores paisajistas y se firman contratos millonarios para proporcionar sistemas de riego permanente, para hacer que los arboles permanezcan cuidados todo el tiempo.

La idea es poder alterar esos decadentes sistemas, que consumen recursos y desgastan el patrimonio de un país. Cambiando un poco el objetivo de estas grandes inversiones.

  • Hacer que un árbol sea única y exclusivamente diseñado para que se vea lindo y proporcione sombra, se pueda alterar para que pueda dar manzanas, peras, naranjas o limones.

  • Esparcir semillas de tomates, o de chiles, en áreas donde existan plantas ornamentales. Estas plantas son de rapido crecimiento y proporcionan alimento a las personas que descubren su existencia.

  • Sembrar nuestros propios arboles de frutas. (Buscar arboles endémicos de la misma región).

Hay que luchar para poder garantizar una seguridad alimentaria.

La idea es proporcionar más información en próximas publicaciones. Si estas interesado en conocer lo que hacen nuestros amigos de “Guerrilla Grafters”, esta es su pagina web…  http://www.guerrillagrafters.net

Ahora bien, si estas interesado en que sigamos avanzando en esta iniciativa, podemos crear nosotros mismos una “Disidencia de Viajeros”… Llevando esta iniciativa a otras partes del mundo.

No olvides compartir para que más personas conozcan estas iniciativas que son las que cambian el mundo.

1 pensamiento sobre “Combatir al sistema desde una auto-caravana.

  1. Pingback: Si Fukuoka tuviera una auto-caravana, cambiaría el mundo – EL VIAJE DEL CARACOL

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *